Gracias a la influencia de sus padres, un ex futbolista profesional y una ex gimnasta artística, Kim Clijsters (Bilzen, Bélgica, 8 de junio de 1983) se interesó por los deportes desde muy pequeña. Terminó inclinándose por el tenis debido a su gran admiración por Steffi Graff.

 

Tenía grandes condiciones, muestra de esto su título en Les Petits As, prestigioso torneo juvenil, con 13 años. En 1999, temporada en la que ganó su primer título como profesional en Luxemburgo, fue nombrada WTA Newcomer of the Year, premio que reconoce a la jugadora de mayor crecimiento.

 

De todos modos, fue en 2001 que obtuvo sus primeros grandes resultados. Campeona de la Fed Cup conformando un equipo temible con Justin Henin. Ganó todos sus partidos, incluido el que definió la final ante la rusa Elena Dementieva. Además, llegó a la final de Roland Garros, donde perdió ajustadamente (1-6, 6-4 y 12-10) frente a la estadounidense Jennifer Capriati. En Wimbledon, fue también finalista, pero en dobles, en pareja con la japonesa Ai Sugiyama. 

 

Su primera gran temporada fue la 2003. Se alzó con nueve títulos, incluido entre ellos el segundo de sus tres WTA Tour Championships (los otros los consiguió en 2002 y 2010), y llegó a la cima del ranking mundial, puesto que mantuvo durante 20 semanas. Su cuenta pendiente hasta ese momento era coronarse en un Grand Slam. Perdió las finales de Roland Garros y del US Open, ambas ante Henin, misma rival que la venció el año siguiente en la definición del Abierto de Australia.

 

Recién en 2005, en el US Open, pudo sacarse la espina en un Major al vencer a la francesa Mery Pierce en la final. En 2007 se retiró de la actividad profesional para ser madre y, al volver a las pistas, ganó dos veces más en Nueva York (2009 y 2010) y una en Melbourne Park (2011). De esta manera, se convirtió en la tercera tenista, después de las australianas Margaret Court y Evonne Goolagong, en ser campeona de Grand Slam siendo madre.

 

En septiembre de 2019, siete años después de haberse retirado, anunció que volvería a jugar. “Me he dedicado tiempo completo a ser madre y me encanta eso, pero también me encantaba ser tenista profesional. Y, sinceramente, extraño esa sensación. ¿Qué tal si intento hacer ambas cosas? ¿Podré ser una madre amorosa para mis tres hijos y la mejor tenista que pueda ser? Vamos allá. Regresemos de nuevo”, anunció en un video publicado en su cuenta oficial de twitter.

 

Apenas tres semanas después de su vuelta, llegó la pandemia. Luego, tuvo que operarse por una lesión en su rodilla derecha en octubre y contrajo Covid-19 en enero. Aún así, no tira la toalla: “Es decepcionante y frustrante. Sabía que esto iba a ser difícil cuando comencé este viaje, y han habido desafíos que están fuera de mi control. No estoy lista para renunciar… Voy a seguir intentando y ver qué es posible”, comentó en marzo de 2021 la ganadora de 52 títulos WTA (41 en singles y 11 en dobles).

Kim

Clijsters

3 WTA TOUR CHAMPIONSHIPS

'

1 EN EL RANKING MUNDIAL

DURANTE 20 SEMANAS

4 GRAND SLAM

 

Aquí un poco de su historia :

Su gran conquista en el Australian Open 2011 :

kim-clijsters.png