Billie Jean King

129 TITULOS INDIVIDUALES

'

12 GRAND SLAMS EN SINGLES

 

7 TITULOS DE FED CUP

GANADORA DEL WTA FINALS

EN SU PRIMERA EDICIÓN

El nombre de Billie Jean King (Long Beach, California, 22 de noviembre de 1943) sobresale en la historia grande del tenis no solo por sus grandísimos resultados, que iremos repasando, sino también por la lucha que dio a lo largo de su carrera para lograr la igualdad de derechos entre mujeres y hombres dentro de este deporte.

 

En 1970, ya instalada como una de las mejores tenistas del mundo, la estadounidense encabezó un grupo de nueve jugadoras que firmaron un contrato simbólico de 1 dólar para unirse a un torneo creado por Gladys Heldman, ex jugadora y propietaria de la revista World Tennis, a modo de protesta por la enorme brecha salarial existente entre el circuito masculino y el femenino.

 

En tiempos en los que no había una conciencia feminista como la que hay hoy en día, aquella decisión podría haberle traído grandes problemas al devenir de su carrera profesional con posibles sanciones. Sin embargo, parecía tener muy en claro cuál era su objetivo en relación a este tema: “Estábamos comprometidas con las futuras generaciones. Queríamos que cualquier niña, si era lo suficientemente buena, pudiera competir, que fuera apreciada por sus logros, no por su apariencia, y, sobre todo, que pudiera ganarse la vida jugando al tenis”.

 

Luego, en 1973, año en que ganó Wimbledon en singles, dobles y dobles mixto, fue protagonista de la conocida “Batalla de los Sexos”. Este fue un partido de exhibición ante su compatriota Bobby Riggs, ya retirado a sus 55 años por aquel entonces, quien aseguró en la previa que ganaría fácilmente y en numerosas oportunidades tuvo mensajes claramente discriminatorios para con las mujeres. Fue victoria de Billie, lo que empezó a generar un cambio de paradigma. Para el US Open de aquella temporada hombres y mujeres recibieron la misma cantidad de dinero en premios.

 

En lo estrictamente tenístico, su historia con el deporte blanco comenzó a los 11 años cuando empuñó por primera vez una raqueta en un club de campo junto a una amiga de su infancia. A partir de allí supo a qué quería dedicarse cuando fuera adulta. Contó con el apoyo de sus padres, quienes, de todos modos, le advirtieron que debía lucir siempre como una señorita. Eran otros tiempos.

 

A lo largo de su magnífica carrera se alzó con 129 títulos, 67 de ellos durante la Era Abierta, entre los que se destacan doce Grand Slam (seis Wimbledon, cuatro US Open y un Abierto de Australia y Roland Garros) y las WTA Finals en su primera edición, evento en el que se coronó en otras dos oportunidades en pareja con Rosemary Casals. Además, fue campeona de dieciséis Majors en dobles y once en dobles mixto. Solamente le faltó el Abierto de Australia en dobles para alcanzar una hazaña que, hasta el momento, solo Martina Navratilova ha logrado: ganar todos los GS en las tres disciplinas.

 

Para finalizar cabe destacar sus siete títulos de Fed Cup como jugadora (1963, 1966-67, 1976-79), incluido uno, el de 1976, en el que además fue la capitana del equipo estadounidense. También capitaneó a su país en otras tres consagraciones (1996, 1999 y 2000). En esta competición, que desde el año 2020 lleva su nombre, disputó 56 partidos entre singles y dobles con una balance de 52 victorias y 4 derrotas.

Mirá como fue precursora en el tenis femenino :

Aquí en el año 1973 cambiaría el tenis femenino para siempre :

La imperdible historia de King :

El día de `La Batalla de los sexos´ :

Lo mejor de Billie Jean King en el US Open :

billijean.png